José López fue condenado a seis años de prisión por los bolsos de General Rodríguez
El borrador del acuerdo político que negocian Sergio Massa y Máximo Kirchner

Hoy es jueves 22 de agosto de 2019 y son las 07:05 hs. ULTIMOS TITULOS: Vidal, Larreta y los gobernadores radicales respaldaron las medidas de Macri / Anulan los procesamientos por las coimas en el soterramiento del Sarmiento / Por el mundo: el recuerdo de Juana Viale y Marley a José Martínez Suárez en Marruecos / Germán Garavano: "No creo que la gente que votó a Fernández-Fernández tolere un indulto" / Quién quiere ser millonario: la emocionante historia de un veterano de Malvinas y su padre / Una rionegrina y un porteño, los nuevos campeones mundiales / Los planes de GDM: venta de semillas de maíz en Brasil, de trigo en EE.UU. y el heredero que manejará la empresa / Historias de los 16 caballos llamados Messi: el mejor es alemán, el argentino no ganó ni un centavo y el peruano es hijo de Cristiano / Copa Libertadores: Flamengo le dio un golpe al Inter de D'Alessandro y Cuesta / Hernán Lacunza contó por qué el FMI suspendió la visita que tenía programada para esta semana / Racing e Independiente: causas y consecuencias de un presente gris / Alfaro y la preparación para el partido: "Si Boca perdía me sacrificaban en una plaza pública" / Desde adentro: cómo disfrutó Boca la goleada en Quito por la Copa Libertadores / Copa Argentina: Argentinos y Central Córdoba avanzaron a octavos de final / Por qué Quentin Tarantino es "el último mohicano" de Hollywood / Los otros "europeos" del rugby: los argentinos que se van a la liga de España / Para Fernando Henrique Cardoso, a lo único que deben temer los argentinos es a sí mismos / Lejos de un discurso moderado, Kicillof arengó a su tropa de intendentes / Murió Jorge Cortés, el intendente de Henderson, cuando volvía del acto con Axel Kicillof / A los 56 años, Quentin Tarantino será padre por primera vez /


  LUJÁN  13 de junio de 2019
Encuentro…reencuentro del soldado y la niña. El mágico territorio de un papel
Por LILI RICCIARDULLI.- (Especial).- La carta de una alumna de la Escuela Nº16 de Jáuregui, en aquel abril de 1982, llegó a manos de aquel soldado. Fue calor y abrigo en papel. Fue esperanza y fuerza. 37 años después…las redes sociales hicieron lo que deberían hacer siempre: apostar al corazón. Y entonces, aquel soldado –Daniel Zapata- y aquella alumna –Claudia Isasi- que se habían conocido en el mágico territorio de un papel, se encontraron en un abrazo, a la Patria.

Encuentro…reencuentro del soldado y la niña

El mágico territorio de un papel

La carta de una alumna de la Escuela Nº16 de Jáuregui, en aquel abril de 1982, llegó a manos de aquel soldado. Fue calor y abrigo en papel. Fue esperanza y fuerza. 37 años después…las redes sociales hicieron lo que deberían hacer siempre: apostar al corazón. Y entonces, aquel soldado –Daniel Zapata- y aquella alumna –Claudia Isasi- que se habían conocido en el mágico territorio de un papel, se encontraron en un abrazo, a la Patria.

La hoja se quedó sin cuaderno. Las manos chiquitas le soltaron la atadura de aquella encuadernación infantilmente forrada quizás de los más lindos colores para que esa hoja, pedacito de alma de árbol, tuviera en definitiva, vuelo.
Antes, una consigna en el otoño del aula de esa escuela de pueblo. Una canción recién conocida que hablaba de las Islas, un mapa colgado a plena pared por donde los dedos y los ojos pasaban ávidos por descubrir de qué hablábamos cuando hablábamos de Patria allá en el sur. De qué dolor hablábamos cuando hablábamos de frío, allá en el sur. De qué injusticia hablábamos cuando hablábamos de la guerra y de esos chicos, de la guerra, allá en el sur. 
Y con el manto de neblina como verso, con la decisión del no olvido de la perdida perla austral, las manos chiquitas y el corazón que ya crecía, enviando abrazos en letras haciendo malabares en los renglones para que ningún frío borrara el sentimiento hecho compañía a la distancia. Para que ninguna bala agujereara el papel blanco con destino de color barro. Para que ningún viento helado desparramara el abrigo de un ‘hola soldado!’ que debía quedar como ungüento curativo sobre el pecho, como si una y mil madres, como si una y miles de abuelas estuvieran allí, con sus chicos-soldados, protegiéndolos de absolutamente todo.
Esa carta y la de cada uno de aquella niñez de los años 80, volaron para llegar a donde las necesitaban. Junto con ellas, tantas otras cosas materiales que quizás, se quedaron entre las manos de quienes no eran los verdaderos destinatarios. Y allá, despejando mirada con guantes sucios o pieles agrietadas, la lectura. El consuelo de unas letras tipo garabatos leídas con alma de niño también. Porque eso aún eran… apenas niños empezando a ser hombres. 
Y cuántas habrán sido… cuántas hojas que quedaron lejos del cuaderno forrado con papel de telaraña color rojo o verde o azul. Cuántas letras haciendo abrazos en palabras estuvieron ahí, a toda trinchera, siendo arma indiscutida para soportar dolores y esperas.
Y de tantas, que llegaron a destino, de tantos encuentros y reencuentros, en este 2019 y 37 años después, las letras chiquitas de una mano chiquita siguen latiendo con el mismo buen deseo, porque aquel soldado las abrigó también con su propia esperanza e hizo de ellas, una bandera para los mejores días.
Y si…las cosas increíbles dejan de serlo cuando se concretan, aunque la magia de la emotividad, nunca se opaca…la niña de la carta y el soldado lector, se encontraron. Se reencontraron.
LAS LETRAS DE CLAUDIA
La nena en cuestión, Claudia Isasi, -la Rusa Isasi- para tanta gente. Docente, parte de la familia del Club El Timón, conocida vecina de la zona. Ella, que a sus 10 años redactó en su Escuela Nº16, la carta que le llegó a Daniel Zapata, de la localidad de Navarro, en aquel momento, soldado en las Islas Malvinas, nos contaba acerca de este giro del destino que la hizo conocer en persona al destinatario de aquella carta:
“Recuerdo que a esa carta la escribimos con esa intención... que llegara a destino…o al menos era nuestra ilusión, acompañar desde nuestro humilde lugar a esos chicos/soldados que estaban allá tan lejos de su familia y su hogar. En ese momento creíamos que les iba a llegar, aunque con el tiempo uno fue sintiendo que no, que todo había quedado en el camino. La escribimos cuando estábamos cursando 5º grado en la Escuela Nº16 de Jáuregui, nuestra seño era Mónica Esper y cuando ella propuso la escritura de esa carta recuerdo que fue un día muy marcado para nosotros –mis compañeros y yo- con apenas 10 años mucho no entendíamos y tampoco dejaban preguntar pero nos tocaba muy de cerca. Familiares o vecinos de algunos de nosotros estaban involucra-dos directamente y habían sido llamados para combatir en Malvinas. Recuerdo a mi mamá verla llorar y repetir una y otra vez que era una locura todo, que no podía estar pasando eso y por otro lado ver, leer y escuchar que Argentina estaba bien preparada para eso, la plaza llena con banderas, cantar con euforia y entusiasmo la ‘Marcha de Malvinas’, escuchar por todos lados que todo iba bien…menos mi mamá, ella con mucho dolor tejía bufandas, guantes, gorros y nos mandaba a la escuela con alimentos y chocolates para donar a los soldados”, decía Claudia ante este volver 37 años atrás desde la existencia tan viva y tan querida, de una carta.
“Malvinas siempre me movilizó mucho y a medida que fui creciendo se acentuaba más el dolor, el enojo, la tristeza que se haya vivido eso. Como me escribió mi hermano Andrés cuando compartía con ellos esto ‘fue todo una gran mentira, una puesta en escena peor que la guerra misma, el enemigo era tu superior no el inglés’. La docencia me permitió poder transmitir a mis alumnos lo vivido, lo que pasó, lo que se decía y lo que fue”, sostenía.
SIN TRINCHERAS, 
A TODO SOL
Y ese sol, lo mantuvieron los corazones de esta historia aunque sin saber que estarían bajo el mismo, cuando las redes sociales reivindicándose un poco de tanto ‘desencuentro’ que muchas veces generan, hizo su parte y con la decisión de la búsqueda por parte de Daniel, la autora, la carta y el soldado, estuvieron en el mismo lugar y tiempo.
“Fue maravillosamente emotivo. El jueves 23 de mayo me desperté y vi en mi Facebook una notificación de una chica llamada Tamii Argañaraz, que no estaba en mis contactos y en una publicación mía del 9 de marzo me escribe ‘Creo que es usted. La están buscando’ y debajo la captura de pantalla del muro de Daniel Zapata. Cuando abrí la publicación no podía creer lo que estaba viendo… era la carta que yo había escrito hacía 37 años a un soldado de Malvinas. Me estallaba el pecho de tanta emoción, no puedo expresar muy bien con palabras la sensación de ese momento”. A partir de allí Claudia comenzó a buscar en Facebook a Daniel y fue ayudada por sus hermanos, amigos y se sumó la alegría de mucha, mucha gente que de alguna manera, regresó a los recuerdos y vivencias de aquellas épocas. “Mariángeles -mi hermana- lo encontró en Face, así que yo le escribí lo que me salió….lo publiqué en mi muro…a partir de ahí aparecieron un montón de personas que me conocen y otras que no con palabras hermosísimas y emotivas para mí y para Daniel. Sentí mucha empatía por parte de todos y también noté un cierto ‘alivio’ por así decirlo que algo de lo que habíamos mandado había llegado a destino”. Y el destino hizo entonces que el tiempo girara hacia atrás y aquel 1982 estuviera otra vez, pero ahora, con heridas curadas algunas y otras en espera de lo mismo. Algo que se concretó con este encuentro que quizás haya sido un reencuentro, porque de alguna manera, aquella niña y el soldado, ya habían estado unidos por una carta. “Volvimos todos a abril de 1982, a sanar de a poco viejas heridas. Pasaron 37 años y enterarme de que esa carta que escribí la había recibido alguien y que esa persona había vuelto de Malvinas y la publicara fue muy milagroso, había paz en mi corazón y muchísima emoción. Es como lo describió mi tía Gra ‘un regalo inesperado’ en mi vida, un reencuentro maravilloso”. Y mientras el encuentro se organizaba, Daniel le fue relatando algunas emociones: “Me contó que la carta le llegó cuando se encontraba en una trinchera, el mismo día que se fue el compañero que estaba ahí y él se quedó solo. Que todos los días la leía y que había sido su compañía hasta que regresó….que nunca –desde que llegó de Malvinas- volvió a leerla y que ese jueves revisando sus cosas la ve, se la muestra a su hija y es ella la que le dice ‘vamos a buscarla en las redes, decime qué querés que ponga que yo te ayudo y lo publicamos’…recordar esto me hace caer las lágrimas otra vez”, decía Claudia así…con la emotividad otra vez, en cada letra.
ABRAZO DE PATRIA
El momento…? Así lo relataba Claudia: “Toda mi familia estaba muy movilizada, apenas se lo conté a mi mamá le brotaban las lágrimas de emoción. Mi hermano Marcos me escribe que estaba muy emocionado y que le había mandado un mensaje a Daniel que quería encontrarse con él, se daba justo que el domingo 26 de mayo el equipo de básquet de El Timón viajaba a Navarro participando de La Liga, así que allá fuimos. Y llegaron… caminando, él y su mujer Nancy y mi corazón explotaba. Se nos caían las lágrimas a todos. Nos dimos un abrazo fuerte, sentido, sanador, milagroso. Me entregó y le di en ese abrazo un ‘gracias’ desde el alma. El nos mostró la carta intacta, cuidada, valorada y me dio un regalo valiosísimo: el rosario que lo había acompañado en Malvinas. Sentí que me estaba entregando mucho de él, algo muy valioso y se lo hice notar y su mujer maravillosa, me dijo ‘aceptalo, cuando supo del encuentro me dijo que quería regalarte algo y yo le dije que te regale lo que quisiera y sintiera y él eligió eso’. Las palabras sobraban, mi corazón no daba más de tan hermoso gesto y pude volver a sentir lo que significó esa carta escrita el 28 de abril de 1982 para él, allá en Malvinas. Este encuentro fue maravilloso y no me canso de decir siempre las mismas palabras; fue y seguirá siendo para mí, para él y me atrevo a decir para muchos, muy sanador. Sigo transitando una nube de emociones, en paz, sabiendo que Daniel de a poco puede ir poniendo en palabras lo vivido, que no es nada fácil. Estoy eternamente agradecida a Daniel y a su familia por haberme buscado. Es muy fuerte lo que viví y permanecerá por siempre en mi corazón”.
La extensión de una hoja de cuaderno…un territorio de no más de algunos centímetros cuadrados. Sin embargo, un espacio capaz de albergar lo más sublime y necesario para ofrecer: el corazón. Aquel soldado lo recibió con forma de letras. Aquella carta logró lo que merecían los chicos combatientes en Malvinas: no estar solos.
Lili Ricciardulli

SOLDADO DE LA PATRIA
Daniel…ya no se escuda en ninguna trinchera dolorosa, sino en la mejor de las guaridas para todos: la familia. Tiene a su esposa –su novia en aquellos tiempos-, hijos y nietos. Y desde ese armamento de amor, es y seguirá siendo un héroe de Malvinas.
“Fue algo espontáneo, buscando unos papeles encontré las cartas que tenía guardadas, de mucho valor para mí. Mi hija me dijo ‘papá, la publicamos a ver qué pasa?’ y así lo hicimos”, nos contaba Daniel cuando generosamente accedía a relatarnos acerca de este hecho tan lindo del encuentro/reencuentro que suma gestos de un accionar que no debemos perder: el de Malvinizar. 
“Me doy cuenta ahora por la dimensión que tomó la publicación, de cuánta gente se movilizó para encontrar a la autora de la carta”, nos contaba emocionado siempre y agregaba su apreciación ante el momento del encuentro: “Fue muy emotivo, los recuerdos salieron a flor de piel. Fue una mezcla de llanto y alegría, todo al mismo tiempo, conocer a la autora de esa carta que me acompañó durante la guerra!! Claudia me demostró su admiración y respeto, lleva la causa Malvinas en lo más profundo de su corazón. Estoy asombrado por el cariño de la gente, de la familia de Claudia. Es como sanar un poco las heridas, después de tantos años, una caricia al alma. Más que agradecido ! Mil gracias a todos!!”….
Daniel…nosotros le agradecemos. Enarboló la bandera de todos con sus manos de casi niño todavía. Esa entrega a la Patria no se olvida. No la olvidamos. Y que siempre encuentre un saludo de respeto, vaya donde vaya y esté donde esté.



COMPARTIR:
Relacionadas: LUJÁN
Comentarios:
Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »








HOY ES

 
Jueves 22 de Agosto de 2019
 

DOLAR

 
COMPRA
VENTA
52.27
57.27

 
 

ULTIMO PERIODICO

 


DESCARGA GRATUITA

 

LO MAS LEIDO DEL AÑO

 
Exclusivo: los chats entre Marcelo D'Alessio y Daniel Santoro PERFIL accedió al expediente que lleva adelante el juez Ramos Padilla.
Denuncian a Carlos Stornelli, Claudio Bonadio y Daniel Santoro por la causa del gas licuado
La Cámara confirmó a Ramos Padilla al frente de la causa del falso abogado D'Alessio
El misterio del mecánico: una prueba clave complica al único detenido
Desaparece el avión en el que viajaba Emiliano Sala
 

HORÓSCOPO

 
Libra
LIBRA (del 24 de septiembre al 23 de octubre)

Tu familia te necesita especialmente. No hay duda, juegas un papel fundamental para que se sientan seguros. Las compañías desafortunadas son una amenaza para ti. Inclinación a peculiares y no convencionales ideas sobre el sexo. En general, los viajes por motivos de trabajo serán favorables, ya que harás nuevos contactos que te servirán.Sugerencia: Tomas decisiones demasiado ambiciosas sin plantearte demasiadas preguntas. No tomes a la ligera elecciones que te pueden comprometerte a largo plazo.

 

GUIA TELEFONICA

 

Buscar en General Rodriguez
 

 


Patagonia Rebelde - Periodico - Sitio Oficial - © 2018 - Todos los derechos reservados


RadiosNet